El Libro de Mormón/Testigos/Ocho testigos/Se muestra a mí por un poder sobrenatural

Tabla de Contenidos

John Whitmer afirma que las placas se "muestran a mí por un poder sobrenatural"


Deseo daros testimonio todos .... que he visto con toda seguridad las placas de donde el Libro de Mormón [era] traducido, y que he manejado estas placas, y saber con certeza que José Smith, jr. ha traducido el Libro de Mormón por el don y el poder de Dios.

John Whitmer (uno de los Ocho Testigos), marzo 1836
∗       ∗       ∗

Preguntas


Algunos críticos de la Restauración se han centrado en una única sentencia según los informes realizados por John Whitmer en 1839 para que parezca como si los Ocho Testigos del Libro de Mormón no tuvieron un encuentro físico con las planchas de oro (como así lo testificaron en las páginas del libro en sí), sino que es sólo una experiencia espiritual o visionario. Los detractores defienden este punto de vista, con la esperanza de debilitar a la idea de que las planchas de oro existieron en la realidad objetiva, y también para hacer que parezca que los propios testigos eran delirantes o alucinatorios y, por lo tanto, no se debe confiar para proporcionar testimonio preciso.

Respuesta


Parece razonable concluir de la evidencia histórica presentada anteriormente que Theodore Turley no informó la declaración de John Whitmer precisión. No se ajusta a la información que proporcionó Whitmer, tanto antes como después de ella. Theodore Turley se equivocó en el contenido de su recuerdo, que era de seis años después de los hechos; sus palabras no se pueden utilizar para degradar el testimonio inicial impresa de un libro coherente de testigo Mormón.

Preguntas y Respuestas Detalladas


La clave para comprender correctamente la naturaleza de la supuesta declaración de John Whitmer 1839 es verlo en su contexto histórico. La cita en cuestión no es una declaración contemporánea, sino que fue informado por testigos presenciales Theodore Turley cerca de seis años después de que la información fue transmitida por Whitmer.[1] Tres años antes de dar a esta cuenta verbal, sin embargo, John Whitmer publicó una explicación de primera mano de su experiencia. Se reproduce aquí porque su contenido es fundamental para el análisis de la reminiscencia Turley.

ca. 27 marzo 1836

“Deseo daros testimonio absoluto. . . que He visto con toda seguridad las placas

de donde el Libro de Mormón [era] traducido, y que he manejado estas placas, y saber con certeza que José Smith, jr. ha traducido el Libro de Mormón por el don y el poder de Dios.”[2]

Es claramente de manifiesto en esta fuente primaria que John Whitmer no sólo vio el Libro de Mormón placas sin ningún atisbo de connotaciones espirituales, sino también físicamente "manejado" de ellos. Más importante, para esta discusión de todos modos, es la fraseología que Whitmer utiliza siguiente. Él indica que él sabía sin duda que José Smith tradujo las planchas "por el don y el poder de Dios" - es decir, por un poder sobrenatural.

Ahora para la declaración Turley que tan entrañablemente querido por los detractores de la fe. Dice lo siguiente:

5 abril 1839

“[Theodore] Turley dijeron: "Señores, me imagino que hay hombres aquí que han oído [John] Corrill decir, que el mormonismo era cierto, que José Smith era un profeta, y de inspiración de Dios. Tiene ahora la palabra sobre ti, John Whitmer: usted dice Corrill es una moral y un buen hombre; Por qué lo cree cuando dice que el Libro de Mormón es verdadero, o cuando dice que no es cierto? . Hay muchas cosas publicadas que dicen que es verdadero, y de nuevo se dan la vuelta y dicen que son falsos 'preguntó Whitmer,' ¿Se hacen alusión a mí "Turley dijo:« Si la tapa se adapte a usted, lo usa?; todo lo que sé es que ha de publicarse en el mundo que un ángel hizo presente esas planchas a José Smith 'Whitmer respondió:'. Ahora digo, Manejé esos plancha; hubo finos grabados en ambos lados. Yo les manejé; 'y describió la forma en que fueron colgados [en los anillos] y [dijo] ‘se les mostró a mí por un poder sobrenatural;’ reconoció todos.”[3]

A primera vista puede parecer que las puntuaciones de esta declaración señala significativas para el equipo contrario. Sin embargo, cualquier planta que parece estar ganado se anula efectivamente mediante la comparación de esta declaración John Whitmer con otra hecha por él que fue grabado por Myron Bonos sólo siete meses después de que se verbaliza la información. Dice lo siguiente:

21 diciembre 1877–21 marzo 1878

“John Whitmer me dijo el pasado invierno. . . [que] ‘vio y manipulados’ [y las planchas]. . . y ayudado a copiar [el manuscrito del Libro de Mormón] como las palabras salían de los labios de José por el poder sobrenatural o Todopoderoso.”[4]

Una vez más, John Whitmer declaró que él "vio y manejó" las planchas de oro sin connotaciones espirituales o visionarios. También utilizó el lenguaje en relación con el proceso de traducción que coincide con lo que sin lugar a dudas Theodore Turley informó en su última recolección. La conexión en la fraseología no debe ser pasado por alto - los dos citas hablan de un poder sobrenatural. Pero el más reciente recuerdo de Myron Bono coincide con la información publicada de primera mano proporcionada por John Whitmer en 1836. Ambas fuentes identifican el poder sobrenatural como el poder de Dios que se manifiesta a través del proceso de traducción. (Y, ya que Juan fue uno de los escribas de la traducción de José Smith del Libro de Mormón, no es de extrañar que él elegiría para enfatizar repetidamente que la traducción se hizo con la ayuda divina. Este aspecto de su testimonio es conceptualmente distinta de su testimonio de la realidad de las placas.)

El uso de "sobrenatural" como "milagrosa"

Uno de los primeros relatos de los tres testigos del mismo modo describe su experiencia de poder contemplar "milagrosamente o sobrenatural":

En el Investigator, Num. 12, Dic. 11, Publiqué, a modo de precaución, una carta de Oliver HP Cowdry, en respuesta a mi carta a José Smith, hijo de Martin Harris, y David Whitmore-dijo a los creyentes en la biblia de las placas-que oro Afirman que tienen milagrosamente, o sobrenaturalmente vieron. Busqué evidencias, y como no podía ser cuestionado, de la existencia de esta Biblia de planchas de oro. Pero la respuesta fue: el mundo debe tomar sus palabras para su existencia; y que el libro aparecería este mes.[5]

Es evidente que el autor utiliza aquí "sobrenatural" como sinónimo de "milagrosa", no un intento de argumentar que no existen, literalmente, las planchas, ya que "sus palabras" están pensados ​​como "evidencias ... de su existencia." Esto refuerza la conclusión de que el uso de "sobrenatural" por Whitmer, si precisa, no se pretende dar a entender la irrealidad.

Notas


  1. “Memorandums,” 1845, de escritura a mano de Thomas Bullock, LDS Church Archives, Salt Lake City, Utah.
  2. John Whitmer, "To the patrons of the Latter Day Saints' Messenger and Advocate," (March 1836) Latter Day Saints' Messenger and Advocate 2:287.
  3. Joseph Smith, History of The Church of Jesus Christ of Latter-day Saints, 7 volumes, edited by Brigham H. Roberts, (Salt Lake City: Deseret Book, 1957), 3:307–308. BYU Studies link
  4. Saints’ Herald 25/16 (15 August 1878): 253; letter written by Myron Bond in Cadillac, Michigan on 2 August 1878.
  5. C. C. Blatchley, “Caution Against the Golden Bible,” New-York Telescope 6, no. 38 (20 February 1830): 150. off-site (Inglés)


Acerca de FairMormon        Únete a FairMormon        Contactar FairMormon        Donar a FairMormon


Derechos de autor © 1997-2015 por la Foundation for Apologetic Information and Research. Todos los derechos reservados.
Ninguna parte de este sitio puede ser reproducida sin el consentimiento expreso y por escrito de Foundation for Apologetic Information and Research.